Cómo ponerle precio a tu curso en línea

Fecha de publicación: 26/07/2022
por Rosana Compagnone, Especialista en entrenamientos digitales y diseño de experiencias de aprendizaje
Ha escrito 3 Blogs

Ponerle un precio a tu curso en línea no es una tarea fácil. Incluso para los creadores de cursos más experimentados puede a veces significar un reto. Si es tu primera vez tratando de fijar el precio de tu curso online, estoy segura de que has pasado por una montaña rusa de emociones y momentos de duda. La mayoría de la gente lo deja como algo sin importancia y sólo piensa en ello hacia el final del proceso de creación.


¿Y si te dijéramos que el precio que le pones a tu curso online es tan importante como el contenido, la tecnología que escoges y tu estrategia de marketing?
Pues lo es, el precio puede hacer que tu curso sea un rotundo éxito o un fracaso.


Si tu curso en línea es demasiado caro y las personas no logran percibir el valor real de tu oferta, probablemente seguirán de largo y ni lo considerarán como una opción. Por otra parte, si tu precio es muy bajo, las personas podrían pensar que no es un producto de calidad, que es un producto genérico y, por lo tanto, no vale su dinero y, sobre todo, su tiempo.

Los precios actuales - Por lo que realmente viniste a este artículo


Hablemos de los números que actualmente vemos en el mercado, ya que eso es probablemente lo que viniste a averiguar. Según una investigación reciente de
Podia que analizó aproximadamente 130.000 cursos, el precio medio de un curso en línea es de $137 dólares, y el rango de precio medio estaría entre $0 dólares (gratis) y $304 dólares. Toma en consideración que esté es un rango bastante amplio, y la diferencia entre cobrar $137 y $304 depende de muchos factores de importancia.


Pero antes de que empieces a hacer cualquier cálculo y comiences a medir el “retorno de tu inversión” debes hacerte un número de preguntas claves. Sigue leyendo si sigues interesado en encontrar el mejor precio para tu propuesta eLearning.


Pregunta #1: ¿Por qué estoy creando este curso?


Cuál es el propósito real de tu curso en línea. Esta pregunta podría sonar extraña, pero no todos los cursos tienen el mismo propósito o son creados por la mismas razones. Si estás creando un curso sencillo simplemente para promocionar tu marca y así poder crecer tu audiencia -Curso Lead Magnet- entonces un precio de entrada alto no será necesario. ¿Por qué? Porque tu propósito no es obtener una verdadera ganancia con él. Por otra parte, si tu propósito es crear un curso online bastante complejo, especializado y de alta calidad, para así compartir tus conocimientos y experiencia bajo los mejores estándares, entonces debes seguir leyendo para entender mejor qué precio te conviene más.


Pregunta #2: ¿Cuál va a ser el alcance y profundidad de mi curso?


¿Estás creando un curso genérico con contenido limitado? ¿O es una propuesta altamente especializada y exclusiva? La respuesta número dos determinará cuál va a ser la inversión de tiempo y dinero que le vas a dedicar a tu curso en línea. Los cursos genéricos y sencillos no deberían costar mucho, y las personas no suelen estar dispuestas a pagar un precio muy alto por ellos. La buena noticia es que son fáciles de hacer y tiene el potencial de venderse rápido y en mayores cantidades. En el caso opuesto, la personas están mucho más dispuestas a hacer una inversión más grande por cursos especializados y de alta calidad, pero sólo si saben quién eres y cual es tu especialidad. Determina qué tipo de curso vas a crear y pasa al siguiente paso.


Pregunta #3: ¿Quiero utilizar un modelo de pago único o de suscripción?


Aquí es donde se empieza a complicar un poco el asunto. Si es la primera vez que creas un curso, ¿cómo vas a saber si la gente está dispuesta a pagar una vez o a unirse a tu comunidad por una suscripción periódica? Como regla general, si no tienes mucha experiencia creando cursos en línea y tienes una comunidad de tamaño limitado mi recomendación es que optes por el modelo de pago único. Pero si ya tienes tiempo trabajando en tu industria o especialidad, has vendido otros productos digitales en el pasado y tienes una comunidad bastante establecida el modelo de suscripción podría ser la mejor opción para ti.


Considera entonces que…


El propósito de tu curso en línea es el punto de partida del proceso, este primer punto determinará la cantidad de tiempo y esfuerzo que le dedicarás. Un curso Lead Magnet no debería requerir mucho tiempo, esfuerzo y profundidad, recuerda que es parte de tu estrategia de venta y marketing. Por otro lado, con un curso muy especializado y de alta calidad puedes experimentar con precios más elevados que correspondan con el valor de tu propuesta
e-learning.


Por último, el modelo de pago único o por subscripción dependerá sobre todo del tamaño de tu comunidad, del tipo de producto digital que estés ofreciendo o incluso de la capacidad de producción de contenidos. Un curso de tipo cohorte o por generaciones, en el que los estudiantes van avanzando juntos por los temas, y completando proyectos durante un periodo de tiempo más largo podría justificar un modelo de suscripción, pero no olvides que esto puede variar en función de tu audiencia y de la comunidad que ya tienes.



La estrategia

 

Ahora que has respondido a las primeras preguntas fundamentales, puedes empezar a determinar tu estrategia de precios. Pero el trabajo de base todavía no se ha terminado. Ahora necesitas entender algunos aspectos fundamentales de cómo se suele fijar el precio de productos y servicios. Para esté punto nos vamos a inspirar en lo que recomienda el consultor corporativo Alan Weiss:

 

"…Hay unos pocos aspectos realmente vitales en la fijación de precios: el valor percibido de tu oferta, el precio óptimo, el margen de retorno de inversión y el volumen de ventas…" De Balancing Act: The Newsletter (nº 94).

  1. El valor percibido de tu oferta: Empecemos por aclarar que este valor no es una cifra estática, por lo contrario, va a variar y fluctuar con el tiempo y en función del cliente. La forma en que puedes influenciar directamente y/o "controlarlo" dependerá de tu estrategia de marketing, la propuesta diferenciadora de tu producto digital y de las interacciones que tengas con potenciales y futuros clientes.

  2. El margen de ganancia: Es la diferencia entre lo que te cuesta crear tu curso en línea (incluyendo tu tiempo) y lo que cobrarás por él. Esto dependerá de ti y de cuánto quieras obtener como ganancia por tu curso, no hay un porcentaje específico que debas usar. Pero como regla general te recomiendo maximizar tus ganancias (sobre todo al principio) y vayas ajustando el precio a medida que corre el tiempo y el mercado comience a fluctuar.

  3. El volumen de ventas: Es la cantidad de personas que (potencialmente) comprarán tu curso en línea.  Combinado con el Valor percibido de tu curso, el volumen de ventas determinará si realmente puedes obtener verdadera ganancia o quedarte en números rojos. Si necesitas un nivel de certeza con respecto a tu potencial número de ventas, concéntrate en comprobar el interés de compra de tu audiencia y en pre-vender tu curso antes de empezar a crearlo.

  4. El precio óptimo: No se puede calcular el precio óptimo sin antes entender los 3 primeros aspectos mencionados. Solamente será posible después de que tengas claridad sobre el tipo de curso que vas a crear, cuánto deberás invertir en la creación del curso y el número estimado de ventas que vas a generar. El precio óptimo entonces, es el resultado de este ejercicio, y te permitirá maximizar el valor de tu producto y tus ganancias.


Comienza con Yeira gratis

El método

 

Una vez que hayas culminado el trabajo de fondo que necesitas para comprender el valor y el coste de tu producto digital, puedes empezar a hacer los cálculos en tu calculadora.

 

Vamos a empezar con un precio promedio de referencia para cursos en línea y luego hablaremos sobre los métodos que puedes utilizar para calcular el precio de tu curso en particular. Según estimaciones aproximadas (bastante generales), un curso en línea puede costar entre $140 y $10,770 dólares, y esto es una estimación conservadora, ya que hay cursos que pueden llegar a costar más de $100.000 dólares. 

 

Ahora hablemos de los distintos métodos y qué información necesitas para ponerlos en acción.

 

MÉTODO 1: Precio basado en el costo

 

Este es uno de los métodos más simples que puedes utilizar para calcular el precio de tu propuesta e-learning. Se basa en el costo de creación de tu curso y el porcentaje del margen de ganancia deseado. Estos números luego se suman, y el resultado te dará el precio final que deberás asignarle a tu curso en línea. Por ejemplo: Si el costo de crear tu curso es de $400 y tu margen de ganancia es un 20%, entonces tu precio de venta final será de $480.

 

MÉTODO 2: Precios basados en la demanda

 

Este método requiere que tengas información previa sobre el interés de compra que hay por tu curso en línea. El precio dependerá del número de posibles compradores, de intereses mostrados por tu público completar la compra o del número de preventas que consigas. Cuanto más interés y volumen de ventas consigas, más alto podrás fijar el precio de tu producto digital educativo. Puedes utilizar este método para reajustar tu precio inicial en base a la demanda que obtengas durante una venta inicial.

 

MÉTODO 3. Precios basados en la competencia

 

Algunas personas consideran que con este método se hace un poco de trampa, pero yo creo que es una buena opción siempre y cuando entiendas el valor agregado de tu propuesta e-learning. Primero, deberás encontrar un curso en línea similar al tuyo que ofrezca resultados muy similares o comparables con los tuyos. Con este método básicamente copias los precios de tus competidores, o los usas como punto de referencia para ponerle precio a tu propio curso.

 

Conclusiones

 

Como te compartimos al principio de éste artículo, ponerle un precio a tu curso en línea requiere de un proceso de investigación, aprendizaje y experimentación que (idealmente) deberás completar antes de comenzar a crear o idear tu propuesta de e-learning

 

Encontrar el precio óptimo para tu curso en línea implica entender las diferentes dimensiones de tu oferta. Empezando siempre por el propósito ¿es este curso parte de una estrategia de marketing o tu objetivo es obtener una verdadera ganancia monetaria? El propósito de tu propuesta determinará la cantidad de tiempo, dinero y esfuerzo que deberás invertir en primer lugar. Una vez aclarada esta primera etapa, puedes enfocarte en la estrategia de precios. 

 

Ahora necesitas comprender los aspectos fundamentales de tu oferta particular y deberás combinarlos para encontrar tu ideal. Esta es una parte vital del proceso ya que determinará el precio óptimo de tu propuesta de e-learning, el cual está basado en el número esperado de ventas, el margen de ganancias y el valor percibido de tu producto educativo digital.

 

Por último, finalmente estarás listo para elegir el método de tu preferencia para calcular el precio de tu producto digital. Este paso dependerá principalmente de tu producto, tu situación particular y tus estrategia de marketing, alcance y ventas. Independientemente del método que utilices basado en el margen de ganancias, en la demanda de tu producto o en el precio de tus competidores, todo dependerá completamente de ti, tus preferencias y necesidades particulares.

 

Solo podemos recomendarte que le dediques el tiempo necesario para comprender las dimensiones y características de tu oferta, antes de poner nada en marcha o incluso empezar a pensar en el precio óptimo final.

 

Recuerda que (normalmente) los cursos en línea son productos digitales que requieren una inversión inicial de tiempo, esfuerzo y dinero. Después de esa inversión inicial la cantidad de cursos que vendas puede ser nula o infinita. Ten en cuenta todo el esfuerzo que vas a poner en la producción de tu curso para determinar el precio final. Si esta es tu primera vez haciendo un curso en línea, o lo estás considerando, y quieres tomar un atajo, siempre puedes utilizar el precio medio ($137) o incluso el rango medio ($0 - $304) e ir a lo seguro.

 

Si quieres empezar a monetizar tus cursos en línea, saca el máximo provecho de tu plataforma Yeira y su módulo de e-commerce, podrás ponerle tus propios precios a tu curso, crear descuentos, cupones y obtener reportes de tus ventas desde un mismo lugar, todo esto mientras creas la mejor experiencia de aprendizaje para tus usuarios con las herramientas especialmente diseñadas para la formación en línea. Si aún no tienes una cuenta en Yeira, crea gratis una aquí y ¡brilla con lo que sabes!

Compartir:
Comentarios

Estás a un paso de transformar tu oferta de cursos

Con Yeira, házlo fácil y rápido

Novedades

Suscríbete al Newsletter y recibe información relevante de Yeira, así como consejos prácticos para que lleves al siguiente nivel tu oferta de e-learning.


©2022 Yeira® E-learning S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.